Conózcalo  Véalo  Léalo

    AGOTADO

Contenido:

Fútbol

En Colombia

  AnteriorSiguiente  

1990 - Colombia 1, Alemania 1

Empate con sabor a victoria

Junio 19, 1990, Mundial de Italia. Colombia 1, Alemania 1.
Los equipos salen a la cancha en medio de una gran ovación. El estadio Giuseppe Meazza de la ciudad de Milán fue testigo del empate a 1 entre las selecciones de Colombia y Alemania. Junio 19, 1990, Colombia 1, Alemania 1. 
Andrés Escobar jugó su primera copa del mundo en Italia. En la acción, con Rudi Völler. Los jugadores colombianos celebraron el empate ante Alemania como una victoria.

Texto de: Carolina Jaramillo Seligmann

Empate con sabor a victoria

Las selecciones de Colombia y la República Federal de Alemania se enfrentaron el martes 19 de junio de 1990, en el estadio Giuseppe Meazza de Milán, Italia. Correspondiente al tercer encuentro del Grupo D, la selección nacional llegó a este partido tras conseguir dos puntos, después de haber derrotado 2-0 a Emiratos Árabes y tras caer frente a Yugoslavia 1-0. El todopoderoso equipo de Alemania Federal, dirigido por el campeón mundial Franz Beckenbauer, presentó un equipo en el que se encontraban reconocidos jugadores, entre ellos, el arquero Bodo Illgner, el capitán Lothar Matthaus, Rudi Voeller y el goleador Jurgen Klinsmann. Los colombianos, liderados en el medio campo por Carlos ‘Pibe’ Valderrama y Freddy Rincón, y con el peculiar estilo de juego exhibido por René Higuita, habían dejado una imagen positiva en sus primeras presentaciones. Fue necesario que transcurrieran 88 minutos antes de que se abriera el marcador y llegara la anotación alemana de los pies de Pierre Littbarski. Hasta ese momento, Colombia había mantenido un meritorio empate a ceros, le había jugado de igual a igual a la potente selección bávara, y en el epílogo de las acciones se encontraba por debajo en el marcador, a sólo dos minutos del pitazo final. Los 90 minutos reglamentarios habían acabado, y fue entonces cuando el ‘Pibe’ Valderrama tomó el balón tras una rápida pared con Luis Alfonso el ‘Bendito’ Fajardo, vio a Rincón apareciendo por la banda derecha del campo de juego y metió un preciso pase al vacío que encontró en carrera al jugador de Buenaventura. Rincón avanzó a gran velocidad con el balón dominado en sus pies, encaró al arquero Bodo Illgner y de túnel anotó el gol del empate para Colombia. El tanto desencadenó inmediatamente la celebración colombiana y, simultáneamente, la sorpresa alemana. Esta anotación es considerada como una de las de mayor recordación en la historia del fútbol colombiano. Con ese empate, la tricolor no sólo sorprendió al mundo del fútbol reunido en Italia, sino que por primera y única vez en su historia, avanzó a la segunda ronda de una Copa del Mundo. La República Federal de Alemania fue a la postre la campeona de la Copa del Mundo de Italia 1990. En su camino hacia el título, sólo hubo un partido que no consiguió ganar, y fue precisamente el que disputó ante Colombia esa tarde de junio.

 

  AnteriorSiguiente  

Comentarios